miércoles, 5 de abril de 2017

Ghost in the Shell 2017: Puro Fanservice, Nula Identidad

pleeeeeeeb

Admito que este era un filme que esperaba ver; más que nada porque sentía que iba a ser más una película palomitera. Aparte, ninguna de las reseñas negativas que leí, poseía un motivo válido que explicase el porque es mala. La mayoría de las quejas iban sobre el mal llamado whitewashing, y lo supuestamente corto en profundidad en temas por anteponer espectáculos y muchas otras razones que eran variantes de estos motivos. Luego de ver la película, confirmo que es mala, bastante, más no comparto las mismas quejas dadas hasta el momento.

El problema de Ghost in the Shell 2017 no es uno de anteposición de espectáculo, (disparos, combates y demás tipo de acción), más bien es lo opuesto. Hablamos de una película que se preocupa tanto en complacer a los fanes viejos, que termina ignorando sus virtudes en pos de cumplir unos requisitos que múltiples obras tienden a seguir en el género o en el mismo caso de la franquicia de GitS.

Pongamos en perspectiva las características del filme y el contexto de su creación, para que conozcamos que áreas debió haber aprovechado para sacar adelante al largometraje; hablando no solo en términos de calidad, también en nivel de atractivo para el público.

El presupuesto es superior a 100 millones, lo que nos indica que efectos especiales y capacidad técnica no le falta a la película para desarrollarse en lo visual. Pose un director que posee un talento natural para la construcción de escenarios y que puede hacerte un mundo lleno de CGI, sin se que sienta repulsivo o sobrecargado. Esto se ve en como la ciudad donde se desarrolla la historia es atractiva, pese a ser full de animación 3D. Al director se le da bien la acción, no a nivel de algo como John Wick, más sin embargo, puede cumplir en este apartado. Scarlett Johansson es una actriz a la cual la acción se le da muy bien, no por algo se le dan este tipo de roles. Con todas estas características puestas sobre la mesa, uno deduciría que lo ideal es que se enfocaran más en el lado del espectáculo, dejando atrás la grandilocuencia para enfocarse más en lo que se le da bien a este equipo: El producir un espectáculo.

A nivel de contexto histórico, también se hubiese visto favorecido este enfoque. Recordemos que la Ghost in the Shell de 1995 salió en un tiempo donde la Internet era algo que estaba empezando a crecer, donde se vislumbraban las posibilidades y temas relacionados a la tecnología. Es por esto que en los noventas y principios de los dos mil, nacieron animes que tocaban temas relacionados al como el avance tecnológico nos afectará. No digo que esto iniciara acá, ya décadas atrás teníamos obras literarias con temática similar. Pero el Internet proliferó el interés del público, por lo que temas como la identidad, entre otros, fueron desarrollados en obras de este tipo.

El manga de Ghost in the Shell a finales de los ochentas, trató de desarrollar estos temas, más fue la película de Mamoru Oshii la que mejor aprovechó todos estos elementos. En la segunda década del siglo 21, los intereses han cambiado. Por esto y muchos otros motivos, fue una mala apuesta comercial el decidir rememorar a la obra del noventa y cinco, en vez de intentar hacer algo fresco.

Tampoco ayuda que el director a cargo de la película, sea alguien cuyas virtudes van más por la técnica, y no por su sensibilidad en el desarrollo de temas. Ya habiendo dado un leve y poco profundo desarrollo sobre los fuertes de la producción y otros temas, pasaré a hablar sobre el porque le afectó tanto a la película el querer cumplir.

screen-shot-2017-02-13-at-9-09-29-am

La manera más simple de notar que Ghost in the Shell 2017 decide seguir lo estándar de su género, está en el manejo de sus diálogos. Un patrón común en la ciencia ficción pesada en medios audiovisuales, es el uso de la exposición excesiva para presentar ideas y desarrollarlas. En los casos menos sutiles, terminas con obras sobre pretenciosas, ya que se tiene la mala costumbre de olvidar que el arte audiovisual debería recurrir a las visuales para desarrollar ideas. Por lo que tenemos trabajos que siguen patrones similares, donde los temas son puestos al aire, más no desarrollados. Al final notarán que estos trabajos tienden a “decirte” el mensaje de la obra y el uso de fondos es más un atractivo visual, que solo está por convenciones de género.

Es por esto que reafirmo mi idea de que un enfoque más tirado al espectáculo, hubiera dado mejores resultados. Tampoco estoy diciendo que deban seguir una fórmula a la Marvel en sus filmes de superhéroes. Lo que quiero apuntar es que querer tocar los temas de la identidad, por el simple hecho de pertenecer a un género y una franquicia asociada con estos temas, es lo que al final causa que la experiencia sea soporífera. Yo sabía que esta cinta filmográfica no iba a ser buena, creo que casi nadie lo esperaba, pero los tráilers daban a entender que el espectáculo justificaría la inversión.

Si vieron la del noventa y cinco, notarán que muchas de sus escenas se repiten en la nueva, pero pocas realmente son necesarias. Te paso que muestren la creación de “La Mayor”, es un momento de suma importancia. Pero luego tienes escenas como la charla del bote, la batalla contra el tanque araña o la persecución contra el tipo con el traje que le vuelve invisible; momentos que realmente no aportan nada a la película actual. Miren que la conversación del bote me parece el segmento más flojo de la original, pero se entendía su presencia. Acá simplemente buscan cumplir con esos guiños, esperando que los fanes se complazcan con su mera presencia.

Así que al final tenemos momentos que no aportan nada a la película, que al solo estar por fanservice, hacen que se alargue innecesariamente el tiempo de duración del largometraje. Es tiempo perdido que nada aporta. No me malinterpreten, no soy de esos que piensa que cada minuto deba aportar a la trama; entiendo que debe haber espacio para relajar la película o permitir el uso de otras virtudes del filme para capturar al espectador. El dilema de esto nace cuando estas escenas fanserviceras son incapaces de aportar inmersión.

Michael-Pitt-as-Kuze-in-Ghost-in-the-Shell

Ya que la película intentó apostar por tratar el tema de la identidad, toca juzgarla por su manejo y ya lo dicho arriba da a entender que no me gustó en este aspecto. Las actuaciones se quedan muy en lo estándar, algunos casos poseen personajes que están sobre actuados, como el hacker o el dueño de la corporación antagónica. La grandilocuencia en la slíneas de estos es más que bastante, excesivo. El problema del hacker es muy estereotípico, tanto a nivel de trama y ejecución. Es la típica historia de experimento que salió mal y busca justicia. Lo peor es que la película se esfuerza demasiado en hacerte ganar empatía por él, haciendo que el personaje termine careciendo de sutileza en su actuación. La encargada de la construcción y reparación de La Mayor es otro personaje que falla. No tanto por actuación, la que no pasa de estándar, lo hace porque es un personaje que solo esta para tener un vínculo con la protagonista y meternos diálogos donde recuerda que pese a todo, La Mayor sigue siendo humana.

El tema solo se toca con escenas de diálogos, porque los momentos donde las visuales deben entrar escasean. A lo mucho son escenas que la franquicia realizó con anterioridad en otras obras, pero al estar por mero fanservice, no cohesionan con la trama para apoyar la temática. Más arriba comenté que los diálogos se mantienen entre lo estándar del género. En verdad ni a eso llega, porque son meras preguntas y comentarios pretenciosos y grandilocuentes que no poseen un ápice de ingenio en su estructuración. Prácticamente, la película se cree más inteligente de lo que se y eso le da cierto aire pesado.

Tampoco es que la película del noventa y cinco fuera perfecta en este apartado, recuerdo que en mi reseña de aquella dije que funcionaba mejor cuando los personajes mantenían la boca cerrada, porque era con el manejo de las visuales que se expresaban los conceptos de manera más ingeniosa. No me gusta hacer comparativas, pero me veo forzado a decir que lo que hace que la película animada funcione es que esta poseía virtudes en apartados importantes que complementaban bien los temas tratados, acá no tienen eso.

Algo positivo que le doy es la escenografía como atractivo visual. No comunica mucho las ideas del director, lo que debería restarle, pero sería mentira de mi parte si dijera que no me gustaba la ciudad en este sentido. Tiene un estilo y personalidad propia que posee su encanto. Posiblemente no le guste a muchos la preferencia por los tonos o la forma en que mantienen una predominancia de iluminación oscura en momentos claves, pero son cuestiones personales de estilo y no un problema real. Las pocas escenas de acción están decentemente trabajadas, algunas si son buenas. En general lo técnico cumple bien en muchos apartados. La banda sonora pasa sin pena o gloria; son temas que quizás combinan con los momentos presentados, pero no hay un tema que se te quede o destaque, es lo típico, lo estándar en este tipo de producciones.

QHCMDe3

Hablando del las acusaciones de whitewashing, dan igual a la hora de calificar el trabajo. No es como si la protagonista fuese un personaje donde su etnia representara algo intrínseco a nivel temático o personal. Quiero decir, se comprende que enoje un cambio notable de etnia en un personaje cuando este se encuentra en una obra estilo “Rurouni Kenshin” o “12 Años de Esclavitud”, porque el origen étnico del personaje es intrínseco del setting en que se desenvuelve la historia; forma parte de un elemento que está vinculado al personaje. Acá no sucede lo mismo. Que La Mayor sea caucásica o japonesa da igual, no es un elemento que complemente o sea vital a los temas de la película. Incluso, la misma cinta filmográfica te da a entender que ella es nipona en su origen y que luego al cambiar de cuerpo le dieron imagen de blanca, lo que algunos pudiesen interpretar como una crítica sobre lo mismo que se le acusa a la película. Resumiendo, da igual si Scarlett no es nipona de origen, en nada afecta la calidad.

No es que esperara algo genuinamente bueno o profundo, siento que ni siendo palomitera funciona. Es una lástima que las ganas de complacer y no decepcionar a los fanes de la franquicia y el género, limitaran las posibilidades de desarrollo. Algún defensor dirá que la película intenta hacer algo diferente porque sus conclusiones y respuestas a las incógnitas difieren de las del anime. Pero al final esto es una nimiedad, porque nunca negué que la trama fuese diferente. El problema no es la respuesta a la que se llega, más bien es en como toma muchos planteamientos de trabajos previos de la franquicia, agregando contenido innecesario solo para sentir que se llenan los ganchitos en una lista de escenas y preguntas requeridas planteadas requeridas por ser un trabajo de Ghost in the Shell.

No sirve como fanservice para los fanes, ni como obra de acción, menos como un trabajo existencialista. Al final, la técnica se antepuso a la sensibilidad y libertad artística. Pudo haber sido un trabajo decente dentro que las adaptaciones de obras japonesas, lo que hubiese tenido mérito en sí, pero vemos que Hollywood no puede salir de las malas prácticas de este tipo de adaptaciones. Mi nota es 33 de 100.

12 comentarios:

  1. fantasma en la concha

    sabia que lo de las escenas del anime calcadas en la pelicula no era buena señal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo peor es que ni hacen sentido que estén. Solo hacen presencia para cumplir al espectador fan de la del 1995.

      Eliminar
  2. Hay que ver el lado positivo:Ya falta poco para que en Joligud dejen de hacer adaptaciones de mangas/animes.

    Y ya que se basan sola y absolutamente en lo que más vendió y pueda occidentalizarse,la lista está así:

    -Dragon Ball.Check
    -El diaaaaaario de la muerte(sorry).Check
    -GitS.Check

    Ahora solo faltan Akira,Cowboy Beebop y Robotech/jamásselesocurrióqueeramásfacílhacerMacross,¿Monster? para que se dejen de hinchar las pelotas.

    Pd:¿Notaste que en todas los protagonistas son "adultos"?Fuck si algunos tienen edad o vida escolar,me refiero a que no son el treceañero+ que tanto infecta a la ficción ponjanesa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo positivo es que trajeron la original al Cinemark y la vi. Debido a que la gente la vio, decidieron traer en un futuro más obras de anime como los filmes de la siempre genial Gurren Lagann y alguno que otro trabajo como Totoro de Ghibli. Dejando un lado el como afectó bien al cine animado en mi país, estás en lo correcto.

      Sin duda los mejores animes tienden a tener un protagonista adulto joven por lo general. Más que nada porque es menos fácil caer en malas prácticas a la hora de desarrollar tramas y personajes.

      Eliminar
    2. Aguanta el live action de evangelion o el peor de los casos con Wolf rain

      Eliminar
    3. Creo que van a sacar (si es que no lo sacaron ya) uno de Full metal Alchemist.

      Eliminar
    4. y muy pronto de Evangelion, al menos q lo dirija Michael bay con muchas explosiones y shinji cogiendo a todos sean homberes mujeres o Kaworus y que los angeles y evas sean todos maquinas y en lugar de la música orquestada contraten a Roger waters

      Eliminar
  3. Mala tirando a pesima esta película, sobrecarga de CGI, carencia de sustancia y carisma, y para colmo, cuentan una historia que ya había sido presentada antes y mejor.¿Cuantos recordarán a Scarlett Johansson por esta película? Otro remake Hollywoodense​ hecho solo porque hay una fanbase fuerte de la obra original, porque sino fuera porque es una obra de culto ni se molestarian en producirla. En conclusión, otra franquicia que va a ser subestimada por una adaptación insípida, Guyver y Astro Boy te saludan GitS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo peor es que pudieron haber hecho algo bueno si se hubiesen enfocado en ser algo de acción palomitera. Pero al final tenemos un plagio de algo superior, donde en vez de buscar algo nuevo, se intenta emular un manejo de temas que en estos días no poseen los mismos efectos en la sociedad.

      Al menos habrá un nuevo anime de Ghost in the Shell, con el diretor de Stand Alone Complex detrás. Así que algo decente o bueno pudiese salir de ahí.

      Eliminar
  4. Esta película es muy peculiar, como las mayorias de las adaptaciones de Hollywood donde siempre se concentran en el lado visual, mandando al culo el argumento. Sinceramente no sorprende, lo triste es ver a gente como Paola del Castillo o Andres Navarro (Navy) exaltando esa cosa.

    Bueh, cada quien con sus gustos, hasta ahora la pelicula del 95 es insuperable

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que Hollywood no sabe encontrar el balance entre hacer algo propio y tergiverzar a las franquicias. En el caso de GitS 2017, se nota que no tuvieron la capacidad de alejarse de lo sencillo, culminando en la mediocridad que nos dieron.

      Eliminar
    2. peculiar? te recuerdas batman vs goku o los 4 fantásticos o toda la franquicia de xmen y logan, que solo adaptan de manera superficial y vacia , visual en q? si apenas no ponen dioses, maquinas, mutantes o superhéroes con sus trajes clasicos

      Eliminar

Comentar te dará buen karma, salud y me hará feliz ;)

No soy perfecto y por ende puedo equivocarme. Si considera que he cometido un error, que mi estilo de escritura es malo o que tengo un pésimo gusto, no tenga miedo en corregirme. Intento ser abierto a las críticas y me encanta debatir por lo que no hay problema alguno si difiere con mi opinión. Solo borro cuando spamean o cuando hay insultos a terceros. No baneo, ni borro comentarios donde me insultan así que no hay problema sí desea ofenderme, no obstante sí responderé a los insultos ;)